Cómo reformar una casa para venderla. ¡Revaloriza su precio!

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 4,00 de 5)
Cargando...

¿Cómo reformar una casa para venderla lo antes posible? Es lo que se preguntan miles de propietarios todos los días. Lo que sí está claro es que en los portales inmobiliarios, que son sin duda la primera vía de compraventa de vivienda en la actualidad, los inmuebles que «vuelan» son esos que parecen casas de revista. Realizar una reforma integral de calidad es imprescindible para lograr esa venta exprés que todos buscamos; pero no es lo único. También es fundamental controlar el presupuesto, sacarle todo el partido al espacio y (muy importante) que la vivienda tenga un look impecable. Si no sabes por dónde empezar, hoy te contamos cómo reformar una casa para venderla por más de lo que pensamos. Sigue leyendo y quédate con estos consejos.

Cómo reformar una casa para venderla: tres consejos que te ayudarán

En primer lugar, ten en cuenta que vas a reformar tu casa, sí. Pero una vez la vendas ya no será «tu» casa, sino la de otra persona. ¿Eres de esos a quienes les gusta pintar cada habitación de un color? ¿Siempre has querido tener un baño alicatado en negro? Pues solo puedes hacer una cosa: cambiar el chip. A la hora de decidir si hacer una reforma integral de una casa con la venta como objetivo, es fundamental que la vivienda le interese a la mayor cantidad de compradores posible. Estas claves te ayudarán a conseguirlo:

  • Elige siempre colores neutros y claros. Las paredes blancas o en un gris muy claro siempre funcionan. Piensa también que la casa tiene que lucir bien en las fotos; los colores estridentes y los detalles poco comunes pueden generar inquietud. Elige suelos en acabado madera clara, carpinterías (puertas y ventanas) blancas y rodapiés altos lacados en blanco, que revalorizan los espacios por poco dinero.
  • En cocinas y baños, escoge materiales discretos y elegantes. De nuevo, los muebles de madera siempre quedan bien. No tienen que ser de madera maciza; hoy existen laminados HPL de última generación que imitan genial el color y la textura de este material, soportando perfectamente el agua y las limpiezas. Los suelos porcelánicos y los alicatados mates en blanco, gris o arena crean baños tipo spa que llaman la atención por su elegancia.
  • Invierte en trabajos que den un resultado vistoso. Como por ejemplo, quitar el gotelé. Parece mentira, pero las paredes en gotelé hacen que los espacios parezcan más pequeños. Este detalle puede echar para atrás a muchos compradores. Otras ideas: pintar o lacar las puertas de blanco, cambiar los rodapiés (como comentábamos antes), revestir el salpicadero de la cocina, cambiar las griferías por unas modernas y funcionales…

Apuesta por la calidad y te saldrá rentable

Puede que pienses que, una vez vendida la casa, cualquier problema que surja será cosa de sus nuevos propietarios. No es así: los desperfectos y los famosos vicios ocultos (seguro que te suena) siguen siendo competencia del vendedor durante los 6 meses siguientes a la venta. Por esta razón y muchas otras, te interesa que la reforma que hagas tenga una calidad lo suficientemente buena como para evitarte quebraderos de cabeza después.

Por lo general, a la hora de hacer una reforma integral podemos elegir materiales de calidad básica, media y alta. Es lógico que no te interese utilizar lo mejor de lo mejor (a no ser que se trate de un inmueble realmente exclusivo), pero nunca te decantes por lo más económico. Las calidades medias ofrecen resultados muy buenos, se presentan en diseños atractivos y modernos y logran viviendas confortables, contemporáneas y fáciles de mantener.

Un buen consejo es tener muy en cuenta las soluciones relacionadas con el confort y la eficiencia energética. Una casa con buena clase energética se vende mucho mejor que una peor calificada; y no te quepa duda de que los compradores cada vez saben más sobre estos temas. Si el futuro comprador sabe que su casa le ahorrará dinero (en las facturas de la calefacción, el aire acondicionado, la luz, el agua…), le resultará mucho más atractiva. Unas ventanas de buena calidad, un aislamiento eficaz en suelos, paredes y techos y apostar por la iluminación LED y el ahorro de agua lograrán el «milagro».

Además, no olvides que todas las reformas integrales encaminadas a mejorar la eficiencia energética de los edificios tienen importantes ayudas y subvenciones, algunas de las cuales se pueden desgravar directamente en la Declaración de la Renta. ¡Tenlo en cuenta!

Cómo reformar una casa para venderla y no morir en el intento

Una reforma integral es un proceso complicado, que puede llegar a desesperarnos. Y más si queremos vender nuestra casa cuanto antes para recuperar la inversión. Por eso, lo más recomendable es acudir a un estudio especializado en reformas integrales con todas las garantías. En Kubo Reformas te asesoraremos para que puedas reformar tu casa de cara a su venta o alquiler, siempre dentro del presupuesto acordado y en plazos razonables. Somos especialistas en reformas integrales en Madrid, habiendo realizado proyectos en pisos, casas unifamiliares, comercios, negocios y oficinas. La satisfacción de nuestros clientes es nuestra mejor presentación: consulta nuestra página web y descubre cómo podemos ayudarte.